fbpx

Optimiza tu eficiencia energética con el aislamiento térmico adecuado

En SATEMEDITERRANEO, empresa líder en soluciones de aislamiento por el exterior, te ayudamos a optimizar la eficiencia energética de tu edificio, mejorando al mismo tiempo su confort térmico y acústico.

Estos productos se instalan y aplican fácilmente para aislar correctamente los paneles. Una de las grandes ventajas es que se pueden utilizar morteros específicos para ofrecer diferentes acabados y texturas. Además, es un revestimiento que se puede aplicar tanto en hormigón, ladrillo, paredes enfoscadas, etc. Sin embargo, vamos a prestar especial atención a esta malla de refuerzo, cuya función es reducir el movimiento de los paneles aislantes.

¿Qué es una malla SATE?

Este elemento constructivo se caracteriza por ser una malla diseñada específicamente para este sistema SATE. Está realizada con filamentos de fibra de vidrio para reducir el movimiento de los paneles. Una de las principales ventajas es que sus características favorecen una mayor resistencia en los muros para evitar que se produzcan fisuras o grietas. Por lo tanto, su misión principal es el refuerzo de la capa de mortero.

La colocación de esta malla evitará uno de los problemas más habituales: la aparición de fisuras. El propósito es fortalecer esta construcción frente a las posibles vulnerabilidades, que también derivan en la filtración de agua. Por este motivo, las características de este elemento son de gran importancia a la hora de reforzar las zonas y puntos con mayor sensibilidad, como los pilares y cerramientos de los edificios.

Características de una malla SATE

Sin duda alguna, colocar SATE es una alternativa polivalente que sirve para aislar edificios, viviendas unifamiliares, fachadas, patios, etc. Su funcionalidad y sus ventajas están más que demostradas para acabar o corregir las deficiencias constructivas. En esta técnica intervienen diferentes elementos, como hemos comentado, y la malla es clave para mejorar la resistencia de los paneles aislantes.

Esta malla tiene que cumplir una serie de especificaciones técnicas y normativas para demostrar su efectividad. Además, en función de las propiedades de este componente, también podrá utilizarse en zonas con mayor impacto. A continuación, enumeramos algunas de las principales características de este sistema de aislamiento.

  • Aumenta la resistencia. Uno de los principales cometidos de esta malla es aumentar la resistencia en las zonas más propensas al impacto. En ciertas ocasiones, se recomienda la doble capa si fuera necesario.
  • Fortalecimiento en la tracción mecánica. Este es otro aspecto a tener en cuenta, porque este elemento es ideal para reducir las tensiones producidas por el movimiento de la estructura.
  • Protección ante la alcalinidad. La malla de refuerzo puede ser de gran ayuda si hay metales alcalinos. Sin embargo, para que se dé esta funcionalidad tiene que estar compuesta por resinas específicas.
  • Reduce los desperfectos en la base armada. Su composición y colocación evitarán las tensiones en los puntos claves durante la fijación de la capa base.

Tal como observamos, hay que elegir una malla de refuerzo de buena calidad para garantizar la resistencia del mortero. Es muy habitual que aparezcan grietas por el movimiento de la estructura cuando el edificio se asienta, o bien porque se producen cambios de temperatura. Por lo tanto, una buena solución servirá para mejorar la protección de un edificio.

Cómo se instala una malla en SATE

Una de las principales dudas que surgen se relaciona con la instalación de la malla SATE para conseguir un buen trabajo. Por muy efectivo que sea este elemento constructivo, si no se emplea adecuadamente, vamos a desaprovechar el producto y no conseguir el efecto deseado.

Durante el proceso de colocación de este Sistema de Aislamiento Exterior, lo primero que hay que hacer es colocar los paneles aislantes y fijarlos con los tacos. Posteriormente, se añaden las capas SATE en la base y se realiza un tratamiento especial en los lugares en los que sea necesario. El secreto está en saber colocar correctamente la malla de refuerzo para dotar a la estructura de mayor protección.

  • Refuerzo de los puntos sensibles. Este elemento tiene que colocarse en las juntas o esquinas, a la vez que se aplica mortero base.
  • Colocar en la capa de mortero. Hay que extender la primera capa de mortero sobre los paneles y después añadir la malla de refuerzo y embeberla.
  • Ocultar la malla. Posteriormente, se tiene que extender la segunda capa de mortero, algo menos gruesa que la primera, y ocultar la malla.
  • Áreas con mayor impacto. Finalmente, en las zonas que presentan un mayor impacto o están desprotegidas, hay que colocar una doble malla de refuerzo. Incluso, no se descartan tres capas si fuera necesario.

La malla SATE es un elemento constructivo fundamental en este Sistema de Aislamiento Térmico por el Exterior. Gracias a sus características, ofrece una mayor protección a un edificio y mejora su resistencia y tracción mecánica para evitar las posibles fisuras o movimientos en su estructura.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

SOLICITA INFORMACIÓN SIN COMPROMISO