fbpx

Tipos de cubiertas para la construcción: materiales y funcionalidades

De manera tradicional, los tipos de cubiertas tenían mucho que ver con los materiales que había en el entorno, de forma que se podían encontrar tejados de pizarra en donde había este tipo de piedra, de teja si abundaba el barro, etc.
Tipos de cubiertas para la construcción: materiales y funcionalidades

Esto ya no es así y podemos escoger entre varios tipos de cubiertas para tejados dependiendo de nuestras necesidades, presupuesto y del clima que haya en la zona en la que vivimos.

Tipos de cubiertas 

Ahora mismo hay decenas de tipos de cubiertas, algo que se debe al avance de los materiales y la globalización, lo que nos permite tener tejados que antes solo era posible adquirir en otros países a miles de km de nuestro hogar.

Metálicas

Muy duras y sencillas de instalar, las tenemos en materiales como el zinc (que ha sido el preferido durante décadas en el norte de Europa), aluminio o acero, aunque parece que el mejor metal para los tejados es el zinc.

Resiste muy bien los climas duros y aporta un gran aislamiento del frío, la humedad y el ruido, en especial si se usa lo que se denomina panel de sándwich, que son dos placas metálicas entre las cuales se pone una capa de aislante de diferentes grosores.

Además, en caso de rotura, esta cubierta es una de las más sencillas de reparar, pues no deja de ser metal que se puede cortar y unir en poco tiempo sin demasiadas complicaciones.

Tejas de arcilla

Con sus distintas tipologías, ya que podemos encontrar tejas con formas diferentes, hasta ahora ha sido el preferido en nuestro país, en el que siempre se ha empleado la teja árabe.

Este tipo de teja se mete en hornos para cocerse, lo que le da una resistencia enorme, aunque se rompen si se pisan, lo que ocurre cuando hay que mantener el tejado.

Si la cubierta es grande pueden ser caras, pero a cambio van muy bien a la hora de aislar del calor y de la humedad, aunque quizá son peores para el frío, y no son las mejores en los lugares en los que el termómetro marca temperaturas bajas.

Se siguen usando, pero lo cierto es que en este momento se trata de un material que ha sido superado por completo.

Pizarra

La pizarra es un tipo de tejado que siempre se asocia con pueblos en los que hay mucha humedad, con lluvias abundantes y grandes nevadas durante el invierno.

Es posible colocarla en cualquier cubierta con un resultado muy estético al cortarse en tejas iguales, nos ofrece una gran impermeabilidad difícil de conseguir con otros materiales naturales.

Puede ser cara, pero a cambio nos aporta una durabilidad enorme que puede llegar a los cien años, por lo que es un gasto que se amortiza.

Tejas de asfalto

No es un tipo de cubierta muy común en España, pero sí que las vemos mucho en los tejados de otros países como los Estados Unidos y su gran baza es su bajo precio, tanto a la hora de adquirirlas como a la hora de colocarlas.

Aguantan muy bien las adversidades del clima si son de calidad, pero su mayor inconveniente es su duración, pues antes de los veinte años hay que cambiarlas todas.

Cómo elegir correctamente la cubierta para una construcción

Existen varios factores que nos harán decidirnos entre los tipos de cubierta que hay disponibles ahora mismo en el mercado.

Presupuesto

El dinero siempre manda, por lo que si es ajustado es posible que no podamos acceder a una cubierta de tejas de pizarra y sí a una metálica de panel de sándwich.

De todas formas, siempre hay que pedir varios presupuestos e informarse de las subvenciones disponibles para la mejora de la eficiencia energética.

Estética

Otro factor determinante, en especial si vivimos en algún pueblo de esos que se denominan pintorescos o en una zona de la ciudad con protección patrimonial.

Por ejemplo, si habitamos una de esas localidades de Guadalajara que se conocen como de “arquitectura negra”, con tejados de pizarra, no nos quedará más remedio que optar por este material, dejando a un lado a otros que pueden ser más económicos y ventajosos.

Clima

Debido a que estamos en plena era de la tecnología, tendemos a olvidarnos de lo importante que es el clima en nuestra vida y algo similar pasa con las cubiertas.

Siempre hay que tenerlo en cuenta y nos debemos fijar en los tejados de los vecinos, que serán los que nos indicarán la cubierta que debemos elegir para no tener problemas con las humedades, el frío, el peso de la nieve o el calor del verano, el cual puede hacer que el segundo piso de una casa sea inhabitable.

Afortunadamente, hoy es posible escoger entre muchos tipos de cubiertas, por lo que no será complicado encontrar aquella que mejor se adapte a nuestro presupuesto, al clima e incluso a la estética del entorno.

Si necesitas cambiar la cubierta del tejado para mejorar el aislamiento de una casa o edificio, en SATE Mediterráneo somos expertos en sistemas de aislamiento térmico exterior. Por lo tanto, con nuestro sistema SATE tienes asegurado un mejor rendimiento térmico general del edificio, lo que permite ahorrar grandes cantidades de energía. No dudes más y déjate asesorar por nuestro equipo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

SOLICITA INFORMACIÓN SIN COMPROMISO